Beneficios Fiscales

La Ley 14/2013, de 27 de septiembre, establece una serie de beneficios fiscales para la inversión en empresas de reciente creación, recogidos en el artículo 27:

“…Los contribuyentes podrán deducirse el 20 por ciento de las cantidades satisfechas en el período de que se trate por la suscripción de acciones o participaciones en empresas de nueva o reciente creación cuando se cumpla lo dispuesto en los números 2.º y 3.º de este apartado, pudiendo, además de la aportación temporal al capital, aportar sus conocimientos empresariales o profesionales adecuados para el desarrollo de la entidad en la que invierten en los términos que establezca el acuerdo de inversión entre el contribuyente y la entidad. La base máxima de deducción será de 50.000 euros anuales y estará formada por el valor de adquisición de las acciones o participaciones suscritas…”
 
En resumen, teniendo en cuenta todas las características que la Ley expone para ser considerado empresa de nueva creación y poder aplicar la deducción:

  • Deducción del 20%, de la inversión en empresas de nueva creación, en la Base Imponible del IRPF.
  • La base máxima de deducción es de 50.000€, por lo tanto, el importe máximo a deducir es 10.000€.

Esta web es única y necesita un buscador más avanzado para trabajar!

Por favor, actualiza hoy!